miércoles, 30 de abril de 2008

Oscar Arias y los Derechos Humanos

El periodista Carlos Villalobos, de La Nación, en su sección Desde la Barra del día de hoy, se pregunta: "Aunque la política exterior nacional siempre ha sido abanderada de los derechos humanos, lectores de esta columna en Ginebra detallan que en el sétimo período de sesiones del Consejo de Derechos Humanos, nadie de la delegación tica abrió la boca y se limitaron a copatrocinar 14 proyectos de resolución propuestos por otros países. ¿Se nos agotaría la agenda de derechos humanos?" Usaremos este espacio para contestarle, porque la pregunta, cargadita como viene, tiene toda la razón de ser. La política exterior costarricense cambió de norte con la segunda llegada del Mesí… eh, perdón, de Oscar Arias al poder. En La Suiza Centroamericana la hemos bautizado la era de la prostitución diplomática.


Seguir leyendo...

Uno esperaba, dados los antecedentes y el Premio Nobel de Oscar Arias, que el suyo fuera un gobierno abanderado de los derechos humanos, tal como lo sugiere el periodista Villalobos. En particular, y considerando que la situación de los derechos humanos en Costa Rica es bastante satisfactoria, uno esperaba que la política exterior de un segundo gobierno de Oscar Arias se basara en los valores democráticos y en el nivel de respeto de los derechos humanos en los diferentes países. Nada más alejado de la realidad. Como hemos mencionado en varios artículos anteriores, al romper relaciones con Taiwán y establecer relaciones con China, Bruno Stagno, el actual Canciller, se pasó los citados valores por donde a Oscar Arias nunca le ha brillado el sol. Para nadie es noticia que China no es una democracia, y que es uno de los países con peor récord en materia de Derechos Humanos. Lo mismo se puede decir del acercamiento diplomático a los países árabes, ninguno de los cuales tiene un régimen democrático, y todos los cuales tienen récords en derechos humanos que en el mejor de los casos podemos considerar cuestionables.


Las movidas diplomáticas han sido seguidas de una serie de acciones – o falta evidente de ellas – que nos confirman que a la "súper progre" Cancillería de la Administración Arias Sánchez le importa un comino los derechos humanos. La brutal represión china de lo que empezó como manifestaciones pacíficas en Tíbet (aunque luego de la violenta represión degenerara en actos violentos por parte de algunos tibetanos también) no mereció el menor comentario por parte de nuestra Cancillería, que no abrió la boca ni para decir que la tenía de adorno. Evidentemente, billetera mata galán.


En el último período de sesiones del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, según nos dice Carlos Villalobos, Costa Rica no hizo ninguna propuesta, y más bien se dedicó a apoyar propuestas de la más dudosa reputación. A la Costa Rica del Oscar Arias Reloaded le resulta más importante no importunar a ninguno de sus nuevos y platudos amigos, que defender con tesón la bandera de los derechos humanos. Esos nuevos amigos, como China y los países árabes, hacen mayoría junto con otros países de regímenes totalitarios en dicho Consejo, así como en la Asamblea General de la ONU. De China ya conocemos parte de lo que estamos recibiendo: un estadio, ayudas para damnificados de inundaciones, la posibilidad de terminar la carretera a San Carlos. Sospechamos que además hay otros "beneficios" de naturaleza privada que en la medida que nuestros gobernantes de turno logren mantenerlos bajo el prostituido velo del secreto que invocaron para escondernos el establecimiento de las relaciones con China, nunca los llegaremos a conocer. Más preocupante aún es no saber qué es lo que estamos recibiendo a cambio de establecer relaciones con países totalitarios y teocráticos del Medio Oriente, aparte del ingreso ilegal a Costa Rica de ciudadanos de esos países, ayudados por algún Cónsul tico en misión extranjera, poniendo en riesgo la seguridad nacional.


Los costarricenses tenemos derecho a saber qué andan haciendo nuestros diplomáticos como parte de la nueva y "súper progre" política exterior costarricense. Curiosamente, los medios de comunicación colectiva nacionales han preferido hacer la vista gorda, y de paso dejarnos a los ciudadanos en la más absoluta oscuridad. La taimada pregunta de don Carlos Villalobos en La Nación de hoy más bien sorprende, dada la línea de apoyo irrestricto al gobierno de Oscar Arias que sigue ese diario. En La Suiza Centroamericana, nos hemos enterado de que Costa Rica fue uno de los países que apoyaron en la Asamblea General de la ONU, a finales del año pasado, una nueva resolución que condena la difusión de críticas a la religión. ¿Habrase visto más descarado intento por coartar la libertad de expresión? ¿Y qué podemos decir de Costa Rica apoyando semejante iniciativa? El proyecto de resolución fue presentado a nombre de la Organización de la Conferencia Islámica por Pakistán, ese progresista país musulmán donde recientemente mataron a la candidata presidencial Benazir Bhuto para evitar que el generalote de turno, Pervez Musharraf, que accedió al poder mediante golpe de estado y se mantuvo en él suspendiendo la constitución política en varias ocasiones, perdiera las elecciones. En realidad, el objetivo de la resolución aprobada por la ONU – con el voto afirmativo de Costa Rica – tiene poco o nada que ver con las críticas a las religiones, excepto por aquellas en contra del Islam. Esto es fácil de concluir de la lectura de la resolución. Para muestra un botón:


"La Asamblea General

[…]

9. Hace hincapié en la necesidad de luchar de manera efectiva contra la difamación de todas las religiones, en particular el Islam y los musulmanes."


Si la preocupación es por las críticas a las religiones, ¿por qué singularizar al Islam y a los musulmanes?


Esta resolución fue votada positivamente por la totalidad de los países árabes y de los países musulmanes no árabes, por países con importantes minorías musulmanas (como Trinidad & Tobago y Surinam), por los regímenes totalitarios de China, Cuba, Zimbabue, Corea del Norte, y otros de similar calaña; por los totalitarizantes de Rusia y Venezuela, por algunos "súper progres" como Bolivia y Nicaragua, y por supuesto, por Costa Rica. Israel, el país de la religión más vilipendiada en la historia de la humanidad, votó en contra de la resolución. También en contra se manifestaron todos los países de la Unión Europea, la mayoría de los países europeos no miembros de la UE, Estados Unidos, Canadá, Corea del Sur, Australia y algunas de las pequeñas islas del Pacífico. ¿En cuál vecindario hubiera preferido ver usted a su país?


4 comentarios:

  1. Mae Dean, andale andale andale se parte de la familia ticoblogger.

    Por cierto tal como te conte Tía ha vuelto, pero se cambio de casa, ahora estamos en www.danielcalvo.com, visítanos.

    Te agradecería sustituir el link de “Tía Política”, por mi nueva casa.

    Atentamente

    Daniel (Ex – Tía Política)

    Saludos, gracias.

    ResponderEliminar
  2. Mi querido Dean... hace días no te comento... pero no x falta de ganas... sino x falta de tiempo...
    Con respecto al sr. arias y sus... digamosle consortes... no creo que sea secreto que tienen alguna razón x hacer las cosas que están haciendo... y no creo que sean razones de peso en el bienestar del pueblo tico...
    Una de las cosas que no me gustaba de arias durante su campaña... es que justamente no era muy obvio lo que andaba buscando... ya había sido presidente... ya había logrado fama y gloria... eso no es... mi teoría siempre fue que anda buscando una sillita en la secretaria de la onu... pero esa es mi teoría...
    A decir verdad... si es así... esta firmando un pacto con el diablo... se esta involucrando con los menos adecuados hasta cierto punto... pero bueno... veamos con calma...
    Mientras no tengamos que apostar demasiado x ver las cartas que esconde detras de su mano el sr. arias... todo esta bien...

    ResponderEliminar
  3. Dean saludos. No me duele que me linkee. Es más, espero pueda disfrutasr de mis comentarios sobre la música que deseo compartir.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Daniel, your wish is my command. Listo!

    Maya, Mayita, bienvenida de regreso por estos lares. No estoy de acuerdo con el cierre de tu comentario. En efecto estamos firmando un pacto con el diablo, pero creo que en Argentina dijeron lo mismo (mientras no tengamos que apostar demasiado por ver las cartas ocultas todo está bien), y después de dos atentados perpetrados por estos nuevos amigos de Costa Rica con la ayuda de funcionarios de la embajada de uno de esos países, dejando más de cien muertos y varios centenares de heridos, las cartas quedaron completamente al descubierto. El que juega con fuego se quema.

    Shan, pura vida. Ya quité la tontera esa, y te pido disculpas. A tu blog entro de vez en cuando, y admiro el trabajo que hacés, pero he de decir que nuestro gusto musical difiere bastante, y mi conocimiento sobre el tema es bastante más limitado, por lo que nunca tengo gran cosa que aportar.

    ResponderEliminar